comunidades@jdvalls.com
93 762 69 99 / 93 762 61 00 (Fax)

Blog de Comunidad

mediación comunitaria

Mediación comunitaria como solución entre vecinos

La convivencia pacífica y sin conflictos es el objetivo de toda comunidad de vecinos. Nadie, sin excepción, queremos una atmósfera nociva causada por discrepancias entre propietarios… aunque, lamentablemente, es más común de lo habitual. Se deben aunar esfuerzos para dirimir reclamaciones extrajudiciales, es decir, amistosas, entre miembros de una misma comunidad, por ejemplo, gracias a la mediación comunitaria.

¿En qué consiste la mediación comunitaria? 

Es una alternativa a los juzgados como ya os imaginaréis. Como bien explica Óscar Negredo, coordinador del Servicio de Mediación Comunitaria y del Servicio de Apoyo a las Comunidades vecinales del Ayuntamiento de L’Hospitalet de Llobregat, en su blog, la mediación comunitaria va más allá de la simplemente vecinal. Aborda conflictos como:

  • Educativos
  • Económicos
  • Familiares
  • Espaciales (uso de espacio público)

En una comunidad de vecinos, es una especie de forma alternativa, común y no judicial de solventar problemas de toda índole entre las personas. Un instrumento creado para mejorar la convivencia. Como decimos, para nada se centra sólo en comunidades de vecinos. No. Se refiere a todo tipo de situaciones sociales comunitarias, es decir, aquellas donde un grupo de personas (da igual su tamaño) es el protagonista.

En definitiva, es un órgano puesto al servicio de la imparcialidad entre las partes, aunque a veces no se vea así por parte de alguno de los implicados.

Objetivos 

Referidos a espacios comunes de convivencia entre propietarios, la mediación comunitaria aparece para:

  1. Solventar el conflicto en curso
  2. Hacer entender a las partes implicadas la resolución y el beneficio de la misma para el armonioso funcionamiento de la comunidad
  3. Empatizar con los participantes a nivel personal y emocional

Una mediación comunitaria no impone, sino que impulsa acuerdos desde el debate y confraternización.

¿Quién tiene la potestad de reclamar su mediación? 

Los servicios de mediación comunitaria se pueden encontrar en administraciones locales o autonómicas, además de en entidades lucrativas, no lucrativas, asociaciones y fundaciones. El representante vecinal de la comunidad (el presidente en vigor) sólo debe solicitar la mediación de cualquiera de estos servicios para contar con su ayuda.

Yendo a comprobar los datos oficiales del Poder Judicial, en el año 2015 por ejemplo observamos que se solicitaron los servicios de mediación comunitaria para cerca de 1.500 casos. Casi el 40% acabó en acuerdo. Una cifra significativa que da a entender la creciente confianza ciudadana en estos órganos que cada vez proliferan más en las sociedades locales y regionales.

Diferente prisma de solucionar conflictos 

La buena aceptación de los ciudadanos a esta mediación comunitaria se entiende en gran medida por su manera de lidiar las disputas entre vecinos. Un ejemplo: reclamaciones frente al administrador. En lugar de sólo centrar la situación en la disputa legal, estos órganos abordan el conflicto desde las propias personas, sus sentimientos y capacidades.

En estos casos, cada administración local será la encargada de prestar el servicio según la tipología de conflicto a la que se enfrente. Hay diferencias muy notables entre los Servicios de Mediación Comunitaria de los municipios. Algunos están especializados en ciertos contextos más que en otros.

Como ya hemos reflejado en este escrito, en torno al 40% de los casos en los que la mediación comunitaria actúa, se llega a un acuerdo satisfactorio. La mayoría de situaciones exige, por tanto, una representación legal especializada para defender los intereses de los implicados. En ellas, Abogados Propiedad Horizontal garantiza el mejor servicio.